El actor y presentador de televisión, Richard Barker se enfrentó al llamado «sueño americano», luego de abandonar Ecuador en el 2021 por amenazas que recibió a través de videollamada, cuando se encontraba en al Fiscalía por el caso de Efraín Ruales, asesinado el 27 de enero de ese mismo año.

Barker fue llevado a declarar, porque antes del crimen de Ruales, él lo había llamado. «A mí me llaman para decirme que le baje dos rayitas» (…) «me lo dice alguien que estaba en el Estado ecuatoriano, en la Presidencia. Lo que yo hice fue llamarlo a Efraín y le dije: Ñaño, bájale dos rayitas, porque a mí me llamaron (a decirme) que le estamos dando palo a esta gente», explicó el esmeraldeño de 52 años en un programa en Miami, Estados Unidos, donde actualmente reside y comenzó una nueva vida.

El actor reveló, que desde el día que fue a declarar durante las investigaciones por el asesinato de su amigo Efraín, sus vida se volvió imposible en Ecuador, recibió amenazas incluso provenientes del interior de centros penitenciarios, por lo cual, por su bien y su familia decidió dejarlo todo atrás. También, comentó que en el país norteamericano pasó momentos difíciles para poder tener ingresos económicos, como lavar platos, pisos, cocinar, cargar cajas y trabajar en construcción, además existieron noches en las que durmió en un carro.

Sin embargo, la pesadilla de Barker parece haber terminado, en el instante que daba todo por perdido, un amigo empresario ecuatoriano lo ayudó a encontrar trabajo en un parque de diversiones, y ahora su situación económica es estable, aunque por ahora descarta volver a su país al que dice amar profundamente, para protegerse y cuidar a sus seres queridos. (I)

Richard Barker

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *