Como parte del proceso previo para su graduación, los estudiantes de los módulos de Electricidad y Soldadura que, hace cuatro meses iniciaron la primera fase de capacitación, en convenio con el Centro de Innovación y Desarrollo para la Industria y Minería, de la Universidad Técnica Particular de Loja, UTPL, realizaron una importante labor social en un centro educativo de Quevedo.

En la escuela de educación básica Abdón Calderón Muñoz, ubicada en el sector Santa María, de la parroquia San Cristóbal, los nuevos profesionales efectuaron arreglos del sistema eléctrico del plantel, instalación de luces led, arreglo de tomacorrientes, interruptores, reemplazo del cableado integral, breakers; además, mejoraron las condiciones de las mallas que forman parte del cerramiento y de estructuras metálicas de las aulas, las mismas que se encontraban en franco deterioro y que fueron debidamente soldadas.

Vanessa T., docente del plantel, indicó que se carecía del servicio de energía eléctrica y cableado en todo el plantel, debido al hurto de todo ese material por parte de personas inescrupulosas, así como de las llaves de las tuberías de agua. “Han violentado los cerramientos metálicos por las cuales han ingresado para sustraerse todo cuanto han podido y nos dejaron sin este servicio”, dijo.

Los costos de los materiales utilizados: cables, sueldas, pernos, tornillos, tomacorrientes, breakers, entre otros, fueron asumidos en su totalidad por parte de la Prefectura de Los Ríos.

Convenio con la UTPL

El convenio de capacitación entre la Prefectura de Los Ríos y la UTPL, beneficia a 252 personas que se forman en carreras técnicas a través de clases presenciales que se desarrollando en Quevedo y Babahoyo.

“Los módulos están a cargo del Centro de Innovación y Desarrollo para la Industria y Minería (CIMA) y FEDES, de la Universidad Técnica Particular de Loja (UTPL). Al final de estos, los estudiantes que culminen el programa obtendrán un certificado avalado por CIMA y la UTPL, como Ayudantes Técnicos en Electricidad de Construcción, Soldadura, Gasfitería, Mecánica de Motos, Mecánica de Motores de 2 y 4 Tiempos y Ayudantes Técnicos de Electromecánica”, indicó el prefecto de la provincia, Johnny Terán Salcedo.

Cada programa se desarrolla en jornadas intensivas los días sábados y domingos, en jornadas de 8 horas diarias. Una vez cumplido con todas las condiciones de evaluación y asistencia recibirán el certificado. El proyecto es financiado por la Prefectura con un aporte económico de 107 450 dólares. (I)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *